sábado, 4 de febrero de 2012

LOIDINIK- OTRA IDA DE OLLA


 Sección conjunta con el blog:  
Palabras Impronunciables de Loida


 Ya estamos otra vez aquí!!!
Esta vez también traemos una historieta, pero en lugar de hacerlo con el Scrabble, como en la sección anterior utilizamos el diccionario ¿Pero como?
Pues muy fácil, una de nosotras dice un número que no sobrepase el número de paginas de el diccionario y la otra la busca, una vez encontrada se dice otro numero, que será el número que determinará la palabra que tenemos que utilizar en la historieta.
Bueno y sin enrollarnos más pasamos a la disparatada historia.
 

El hurón chancleto vivía entre las estalactitas de la cueva de una bruja piruja y para no perderse dejaba marcado el camino con un viejo cordel.

Chancleto era muy tímido, y la bruja muy exhibicionista, cosa que a Chancleto le tenía preocupadísimo ya que a él le gustaba tener su propia intimidad y a la bruja eso le daba igual. Pero el pobre hurón tenía un miedo atroz a salir de la cueva, porque según contaba la leyenda un calamar de reputación carnicera, reinaban las orillas de la playa que se encontraba rodeando la cueva.
Un buen día la bruja le mandó a Chancleto que fuese al pueblo a comprar una poción mágica para convertir al calamar en un mejillón chiquitín. Chancleto le suplicó que no le hiciese eso, que le daba mucho miedo tuvieron una lucha entre:

-Que si, que vayas
-Que no, que no voy, ves tu
-Como no vayas te envuelvo para regalo y te entrego al calamar
 Y con esa amenaza chancleto se vio obligado a ir por las pociones.
La bruja le dio como arma una poderosa barra de metano hecha con sus propias flatulencias, y con mucho asco pero con mucha más seguridad se marchó. 
Una vez en la playa, para su sorpresa se encontró al calamar carnicero vestido de croissant para la filmación de un anuncio de la Bella Easo.
La leyenda solo era una artimaña porque en el fondo el calamar era un famoso actor retirado que se ganaba un sueldo extra rodando anuncios de segunda categoría disfrazado para así escapar de sus fans.
Chancleto al ver semejante panorama no pudo reprimir las ganas de acercarse y burlarse del irrisorio calamar, pero de golpe el calamar se acercó a Chancleto y le propuso un trato.
-hola Huroncillo, veo que traes el mejor perfume que he olido en mi vida.-dijo señalando la barra de metano.-, hacemos un trato. Tu le dices a la bruja piruja que me has matado y yo te doy una carretilla de croissants, que tengo a patadas.
Chancleto, no pudo rechazar la oferta.
Así que sin miedo y sin metano volvió a la cueva de la bruja que lo había enviado. 

Y colorín colorado este maloliente cuento se ha terminado.


5 comentarios:

  1. jajajaja Me parto! Que gracioso, se os ocurren unas cosas chicas... :P

    Un besazo ^^

    ResponderEliminar
  2. Jajajajajajaja vaya tela!!
    La imagen es genial xD

    Besotes

    ResponderEliminar
  3. Jajaja.. que sección más original..

    Besos :3

    ResponderEliminar
  4. Acabo de descubrir tu blog, y me ha causado una impresión fantástica. De momento me has sacado una sonrisa, con esta sección tan original. Me encanta

    te sigo, si quieres pásate por nuestro blog

    un besote!

    ResponderEliminar
  5. Jajajaja Ha quedado muy divertida xD Un día tengo que probar ésto con mi hija jajaja

    Un besote!!

    ResponderEliminar

Si quieres regalarme una sonrisa ¡ Coméntame! Es gratis